Print Friendly

Por todos es bien conocido eso de que para andar por la naturaleza lo apropiado es llevar indumentaria de colores neutros. Esto, aun a riesgo de parecer una cuestión simplemente estética, no lo es en absoluto y bajo esta forma típica de vestir existen varias razones a tener en cuenta. Por mencionar algunas, están aquellas de “camuflarse con el ambiente” o que los animales se sienten atraídos por ciertos colores. Nada nuevo que aprender sobre esto, pero tal vez sí como curiosidad aventurera el conocer el motivo por el que esto es así y dar unos pequeños consejos sobre que colores es fundamental no llevar nunca en un viaje de este tipo.

Las principales razones a tener en cuenta por los viajéfilos son que los insectos son atraídos o porque buscan alimentos suculentos o porque buscan pareja. Dudo mucho que alguien se quiera prestar para satisfacer las necesidades de estos insectos. Si es tu caso, no tienes más que ponerte una camiseta bien vistosa y verás como en cuestión de minutos has atraído a gran parte de la población local de insectos voladores de la zona.

Con respecto a los colores que jamás se deben vestir en estos casos, son los siguientes: amarillo, rojo, verde y azul. Estas mismos cuatro tonalidades son las que se utilizan rutinariamente en la  “trampa de Moericke”, técnica consistente en la colocación de cuatro platos, cada uno de un color, que contienen agua y un poco de detergente suave y cuya utilidad no es otra más que atraer a  los insectos para su posterior estudio biológico. Los insectos llegan hasta el plato del color que más les atrae y, al tratar de beber agua, sus patas quedan pegadas por la película formada por el detergente mezclado con el agua. Lo mismo sucede cuando vestimos prendas de esos colores.

Algunos ejemplos sobre los colores y su relación con los insectos son los siguientes:

  1. Coleópteros (como las mariquitas) son atraídos por los colores rojo y verde.
  2. Dípteros (tanto moscas como mosquitos) prefieren el rojo y el azul.
  3. Himenópteros (hormigas y especies afines) disfrutan más del azul.
  4. Homópteros (pulgones, pulgas y demás) son especialmente atraídos por el color amarillo.

Es con este último color, el amarillo, con el que mayor precaución hay que tener, ya que las poblaciones de homópteros suelen ser bastante numerosas y, si topamos con ellas, puede que ese lugar paradisíaco al que hemos viajado se convierta en un auténtico infierno.

Espero que esta información sea muy útil, sobre todo para aquellos que deseen viajar a países africanos o americanos y para todos aquellos que viajen en las épocas más cálidas del año.

2 Comentarios
  1. Imagen de perfil de Jaume García
    Jaume García 5 años

    Gracias Silvia! Muy útil tu post! Un saludo y espero verte por aquí

  2. Imagen de perfil de José Luis Bauset

    Muchas gracias Silvia por tus recomendaciones! Desde luego que estos pequeños te pueden amargar un gran viaje!

Deja un comentario

Alguna sugerencia

¿Te gusta viajefilos? Si quieres comentar, sugerir o compartir tu viaje solo tienes que escribirnos

Enviando

©2017 Todo el contenido pertenece a viajefilos.com

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?

Create Account

Ir a la barra de herramientas