Rafting en el PN DurmitorEn nuestro viaje por Montenegro quisimos incluir tres días en el parque nacional de Durmitor. La posibilidad de acercarnos hasta el cañón del Tara, el más profundo de Europa y el segundo del mundo, hacer rafting en las aguas bravas del río y disfrutar de los famosos senderos de trekking del Durmitor eran razones más que suficientes. Aquella mañana y después de la fabulosa visita del Monasterio de Ostrog tomamos la carretera al norte hacia el parque nacional.

Si quieres el diario de viaje completo a Montenegro y cómo recorrimos la Bahía de Kotor o el PN de Lovcen antes de llegar aquí haz click en «Una semana de viaje en Montenegro»

Tres días en el parque nacional Durmitor, Montenegro

Día 5. En camino al parque nacional de Durmitor. Noche en Zabljak

Zabljak, donde dormir en el PN de Durmitor

Todavía sin haber comido ponemos rumbo a Zabljak, donde aguarda nuestro alojamiento para las siguientes noches. En el camino, un restaurante de carretera donde el lema es “come, bebe, caza” y las paredes están repletas de pieles de animales: lobos, osos… Nos enseña una olla al fuego y por señas intuimos que quiere que lo probemos. ¡Un goulash con alubias y salchicha que sabe a gloria!. El sitio, restaurante Lovacki Gaj. Si por casualidad pasáis con hambre, parad a comer. Se encuentra poco antes de la salida hacia el parque nacional de Durmitor. La cuenta 10 € por persona.

En camino hacia el parque nacional Durmitor en Montenegro

Aún con ganas de quedarnos a echar la siesta en el restaurante, salimos hacia Zabljak. Una carretera en perfecto estado. Quedaban algo menos de 100 km desde Ostrog.

Tenemos reserva en la Guest House SARA, una casa preparada para albergar hasta 11 personas pero que servirá solo para nosotros cinco. El alojamiento elegido con impuestos cuesta 293 € para las tres noches. Son sólo 20 € pp y noche lo que pagamos, y la verdad, a la vista de como está de nuevo todo, parece que lo estrenaron el día anterior.

Cocina completamente equipada, incluso una cafetera que le pedimos. Un baño con ducha abajo y lavadora. En la primera planta tres habitaciones (dos con camas individuales y otra con cama de matrimonio) además de otro baño con bañera. Y en la buhardilla cuatro camas más. Todo en una casa independiente de aspecto alpino y en medio de un paisaje idílico.

Nos instalamos y salimos a conocer Zabljak que aunque parezca desangelado tiene su punto en el centro de la pequeña población de montaña. Nos acercamos a Summit Travel donde contratamos el rafting para mañana, el súper para avituallarnos de cara al finde y a tomar una cerve al mejor local del pueblo: Or’o. Aunque puede parecer a priori caro, los precios son más que razonables (cerveza grande 2.5 €). Se nota que la ciudad es un importante centro turístico en invierno y que es mucha la gente que se debe acercar de los deportes de invierno en temporada.

Por cierto también se notan los 1450 metros de altura de la ciudad y la bajada de temperaturas. De vuelta tratamos de encender la chimenea…

Día 6. Rafting en el PN de Durmitor. Cañón del río Tara. Zipline sobre el cañón

¡Para hoy toca rafting!

El parque nacional de Durmitor se añadió a la lista de los patrimonios naturales de la UNESCO en 1980 y es especialmente famoso por la profundidad de sus cañones (el cañón del río Tara es el segundo más profundo del planeta y no nos cansamos de leerlo) y la gran cantidad de cuevas y lagos glaciares de la zona. Esta peculiar geología y su reconocimiento y conservación es la que ha permitido el desarrollo del turismo en el interior de Montenegro. Son muchos los viajeros que llegan aquí en busca de algunas de las experiencias más fascinantes que se ofrecen en Zabljak.

Nosotros lo teníamos claro desde que comenzamos a preparar el viaje a Montenegro: una de nuestras escalas sería Durmitor y por supuesto queríamos probar el famoso rafting del cañón del Tara.

Cañón del Tara

Con sus 1300 metros de profundidad dicen las guías que es el segundo más profundo del planeta (¿lo hemos dicho ya?), solo por detrás del Gran Cañón norteamericano. Hasta 78 kilómetros de largo (nosotros recorrimos tan sólo 14 en nuestro rafting). De nuevo pondremos en cuarentena estos datos, ya sabéis lo dadas que son las guías a insistir en esto. Recuerdo el cañón del Colca peruano como el más profundo según nos contaron y que unos polacos habían demostrado recorriéndolo que superaba con creces los datos del cañón del Colorado…

El rafting en el río Tara: Summit Travel Agency

Como escribo, una de las actividades que teníamos clara que realizaríamos: El descenso parte del cañón del río Tara haciendo rafting. Son varias las agencias que ofrecen esta posibilidad y está catalogado como uno de los raftings más atractivos de Europa sobretodo para poder disfrutar de las vistas del cañón desde el interior del mismo.

Habíamos elegido la compañía Summit para el rafting por el río Tara por recomendación de nuestro alojamiento. Son muchas las compañías dedicadas a los deportes de aventura y no tuvimos problema en contratarlo la tarde anterior. Ofrecen tres opciones: rafting de medio día (45 €), rafting de día completo (110 €) y otro de dos días (200 €). En el precio se incluye la comida a la vuelta (verdura, pollo o pescado del río a elegir). Nosotros elegimos medio día. Nos parecía suficiente para disfrutar la experiencia. Aunque no estamos en época de deshielo y el río no tiene el caudal habitual, un buen rato de risas y estupendas vistas seguro que ofrece.

Comenzábamos el tour para salir de las oficinas del agencia a las 9:30 de la mañana. Desde allí un transporte de 30 minutos hasta el lugar donde comienza el rafting, el campamento Kljajevica Luka. En el campamento un buen restaurante, alojamiento, un lugar donde cambiarse, el sitio donde termina una de las líneas de tirolina más largas… y todo con vistas al puente Djurdjevica.

Rafting en el cañón del Tara en el parque nacional Durmitor, Montenegro
Preparados para el rafting en el cañón del Tara en el parque nacional Durmitor

Son las 11 cuando salimos totalmente equipados: neopreno, traje y zapas, chaleco salvavidas y casco. Fueron dos horas de descenso, unos 14 km donde lo mejor fueron las vistas. En Septiembre desde luego, muy tranquilo y nada peligroso, eso si, ¡muy divertido!

En el punto en que desembarcamos, unas garitas de madera donde cambiarnos de ropa y poner camino al punto de partida para comer.

Después de comer, nada como hacer una tirolina sobre el cañón. Unos 900 metros de caída sobre el cañón ¡no aptos para los que padezcan vértigo!. La verdad es que no hay tiempo de pensarlo, pagas 15 €, te enfundan el arnés y unos segundos después estás volando sobre el cañón. Del lado, el famoso puente que acabábamos de ver desde abajo.

El puente de Djurdjevica

Construido entre 1937 y 1940 es uno de los más fotografiados en Montenegro ya que cruzando el cañón del Tara ofrece una postal impresionante. La mejor manera de verlo es desde abajo, disfrutando del rafting en el río como hicimos. Sus 172 metros de altura y sus 365 metros de longitud resultaron imponentes.

El puente Durdevica sobre el cañón del Tara en Durmitor
El puente Durdevica sobre el cañón del Tara en Durmitor

Media tarde y a bajar tanta adrenalina de golpe. Para la noche teníamos reservada cena en el animado Rte. Or’o. Cordero, quesos, pimientos rellenos… además de postre y buen vino montenegrino: 18 € cada uno. Merece mucho la pena cenar allí y si quieres hacerlo dentro mejor reserva.

Día 7. Los senderos en el parque nacional de Durmitor. Las rutas entre lagunas glaciares

Lo más difícil en Durmitor es elegir que ruta tomar. Hay tal cantidad de opciones que con dos días en el parque probablemente te quedarás corto y con ganas de más. Son muchos los senderos señalizados y tendrás que elegir dependiendo de las ganas y la preparación física que traigas. Tratando de obtener algo de info mejor de la que traíamos nos acercamos a la oficina de información y turismo (abierta de 8 a 19 entre semana y hasta las 16 los domingos). No tuvimos suerte y la muchacha que estaba ese domingo no tenía mucho interés en ayudarnos. Un mapa con las rutas de la zona cuesta cinco euros. Fue prácticamente lo que sacamos en claro.

Llovía y aún no teniéndolo claro optamos por la ruta clásica: la ruta circular del lago Negro de Durmitor.

Las rutas más populares del PN Durmitor en Montenegro
Las rutas más populares del PN Durmitor en Montenegro

El lago Negro o Crno Jezero. Recorrido hasta Zminje Jezero y Barno Jezero (10 km)

La ruta más popular del parque, la que lleva a circunvalar la más famosa laguna glaciar del parque disfrutando así de los característicos tonos esmeralda de sus aguas. Para llegar hay unos tres kilómetros desde Zabljak hasta la entrada al parque nacional. Aquí se pagan los 2 € de entrada al mismo.

Unos 600 metros adelante está el impresionante lago Negro de Durmitor. Hasta aquí el esfuerzo es mínimo y cualquiera puede llegar para la foto. Darle la vuelta completa, también apto para todos los públicos, son tres kilómetros.

Lago Negro del PN de Durmitor, la ruta clásica del parque nacional
Lago Negro del PN de Durmitor, la ruta clásica del parque nacional

Nosotros, tras unos 45 minutos alucinando con los reflejos del lago y aprovechando que la lluvia nos da tregua, cruzamos el istmo que une los dos lagos aquí abajo y tomamos la ruta hasta el lago Serpiente (Zminje Jezero).

Poco después de tomar el sendero, llegamos al mayor molino del parque nacional que todavía se conserva, el Jaksica Mlin. La ruta está bien señalizada, de hecho según leímos en Lonely, el parque tiene demasiado señalizados los senderos, lo cual invita a todo tipo de gente sin preparación a emprender algunos más complicados. No es el caso de esta ruta, llegar hasta el lago Serpiente es fácil. Fueron algo más de seis kilómetros y sobre dos horas y media desde la salida.

Tras descansar un poco en el lago, en lugar de tomar el mismo camino de vuelta tomamos rumbo al Barno Jezero, otro de los lagos glaciares del parque y pasando por la aldea Ivan Do, llegamos al punto de salida, junto a la entrada del parque. El recorrido completo con los diez kilómetros que supone, cuatro tranquilas horas y ciertamente muy recomendables. ¡La de fotos chulas que nos trajimos!

Los senderos entre lagunas glaciares del PN Durmitor
Los senderos entre lagunas glaciares del PN Durmitor están perfectamente señalizados

Y menudo apetito trajimos también. De vuelta a Zabljak, paramos en Lupo D’Argento. Unos buenos platos de pasta arrabiata con su cerveza, postre y café: 15 €. Hay que ver lo rica que cocinan la pasta en Montenegro.

La subida al mirador del Curevac

Para la sobremesa subimos al mirador de Curevac. En todos los sitios que leímos ponía que no era fácil llegar pero después de dos días en Zabljak parece que no se nos hace tan complicado. Hay que seguir las indicaciones que marcan la ruta panorámica número 2 y tras unos 7 kilómetros se llega. Es verdad que hay un punto en el que se bifurca (leímos que, contando los carteles de Panoramic View 2, es el cuarto) y en este punto debes tomar el camino de la derecha.

Arriba hay un pequeño parking y se debe subir una cuesta hasta los 1625 msm que marca el mirador y la cima del Curevac. Son como 30 interminables minutos hacia arriba. Pero si queréis un consejo: ¡no dejéis de subir! Las vistas del cañón del Tara y gran parte de las montañas del Durmitor son inolvidables. Después tocó bajar…

Mirador de Curevac del cañón del Tara
Mirador de Curevac del cañón del Tara

Atardece y con los catorce kilómetros que marcan nuestros móviles como caminados nos damos por satisfechos. Solo queda encender la chimenea, preparar la cena en casa y descansar. El parque nacional ha sido el colofón perfecto para nuestra semana en Montenegro. Mañana seguimos camino hacia Albania y nuestro road trip por los Balcanes seguirá adelante. Pero antes, toca visitar Pogdorica, la capital de Montenegro.

Día 8. El paso por la ciudad de Pogdorica camino de Albania

Hoy cruzaremos la frontera con Albania en busca de nuestra siguiente escala: Shkoder. Será la primera de las paradas en Albania. Pero previamente haremos una breve visita a Pogdorica, esa capital de la que nadie acaba de hablar bien.

Antes no nos queríamos marchar de Durmitor sin ver de nuevo el puente de Djurdjevica y el día amaneció totalmente despejado así que nos acercamos a echar unas fotos. Solo 20 km desde Zabljak merecían la pena recorrerse. Cruzando el puente y siguiendo unos 400 metros la carretera hay un mirador con buenas vistas. Hay que tomar un camino marcado como Kamp Camp. Un café y varías fotos más tarde ponemos definitivamente rumbo al sur.

El puente sobre el río Tara

Lo mejor de Pogdorica en unas horas

Desde Zabljak hasta la capital recorrimos 120 km, dos horas desde la salida.

Aburrida, prescindible, insulsa, sin atractivos… en el camino leemos los post de varios bloggers y ninguno habla maravillas de Pogdorica. Algunos tratan de sacarle un mínimo de interés sin conseguir engancharnos en la lectura. Al menos la historia de la ciudad nos parece interesante. Hasta nos hace gracia su anterior nombre, Titogrado, e imaginamos cómo se las gastaba el viejo mariscal yugoslavo. Pero somos de buscar lo bueno en cualquier lugar al que viajamos y esta vez no podía ser menos, al menos lo intentaríamos.

Al llegar, nos dirigimos hacia Stara Varos, el pequeño casco antiguo de Pogdorica y donde se encuentran los escasos restos de los 400 años de ocupación otomana. Entre sus ríos y puentes están el moderno puente del Milenio sobre el Morača, el más reciente, y el puente de piedra sobre el Ribnica, el mas antiguo. Un poco más arriba de este se encuentran todos los puntos de interés.

Nosotros aparcamos cerca del puente de Moscú, uno más pequeño y peatonal frente al del Milenio. En las calles cercanas a la Cruz Roja se puede aparcar gratis. Hay que buscar una plaza de aparcamiento sin número en el suelo (eso nos dijo una muchacha).

Desde aquí, paseando en paralelo al río, llegamos al casco antiguo. Cruzamos el puente Romano.

Puente romano de Pogvorica, capital de Montenegro
Puente romano de Pogvorica, capital de Montenegro

Es cierto que, aún estando en el centro de la capital, en algún tramo me parece que andamos paseando por un pequeño pueblo de cualquier país mediterráneo. Pasamos frente a la mezquita Starodoganjska, la torre del Reloj y la mezquita Osmanagica. Las mezquitas se mezclan en el paseo aunque no tienen nada de atractivo que invite a parar para la visita. La torre sería mucho más atractiva si el entorno acompañara.

Junto a la torre, seguramente uno de los restaurantes con mejor nombre en la ciudad, el restaurante Pod Volat. Pasamos por la puerta y decidimos comer allí. Por 10 € cada uno salimos más que satisfechos, postres incluidos. Es lunes y a juzgar por la cantidad de gente que allí ha comido no hay duda de que es un buen local.

Después de comer cruzamos en dirección la catedral de la Resurrección de Cristo (Catedral de Hram Hristovog Vaskrsenja), la mayor sede del cristianismo ortodoxo serbio. Probablemente el único edificio que realmente merece la pena visitar de Pogdorica. Aunque de reciente construcción (se inició en 1993) la catedral es muy fotogénica en su exterior, sus dimensiones así lo hacen. Un gran arco en la fachada principal junto a dos torres gemelas y campanarios destacan al frente.

Pero cada vez que os digan que Pogdorica no merece la pena, pensad en que solo por visitar el interior de la catedral vale el esfuerzo de pasar por la capital. Todas las paredes aparecen profusamente pintadas, colores muy vivos con el dorado como predominante. Y para rematar las dimensiones de la cúpula y la iluminación, una enorme lámpara que cuelga del centro. Francamente muy impresionante.

Catedral de la Resurrección de Cristo (Catedral de Hram Hristovog Vaskrsenja) de Pogdorica
Catedral de la Resurrección de Cristo (Catedral de Hram Hristovog Vaskrsenja) de Pogdorica

Cinco de la tarde y cruzando la frontera de Albania, pero eso es otra historia…

TE AYUDAMOS CON TU VIAJE A MONTENEGRO
Encontrarás descuentos en algunos de estos enlaces y a nosotros nos llega una pequeña comisión por tus reservas
COMPARA AQUÍ el mejor vueloCONSIGUE AQUÍ el mejor seguro de viaje
RESERVA AQUÍ el mejor hotel en BookingORGANIZA AQUÍ  la mejor actividad
HAZTE AQUÍ  con la mejor guía de viaje

CONTRATA AQUÍ el mejor coche en tu destino

Nuestras fotos de los días en el PN de Durmitor

Rafting en el Cañón del Tara

Los senderos entre lagunas glaciares del parque nacional Durmitor

El mirador de Curevac del cañón del Tara

La catedral de la Resurrección del Cristo de Pogvorica

¿Buscando más información para tu viaje a Montenegro?

Responsable: José Luís Bauset +info
Finalidad: Compartir recomendaciones de viaje. +info
Legitimación: Consentimiento del interesado. +info
Derechos: Tiene derecho a acceder rectificar y suprimir los datos. +info
Información adicional: +info

¿Te ha gustado nuestro post? ¡Déjanos tu opinión o cuéntanos tu experiencia!

5 comentarios en “Tres días en el parque nacional de Durmitor”

  1. ¡Qué bueno! Ha sido un placer visitar este lugar de vuestra mano. Supongo que para hacer rafting tendría que apuntarme con vosotros porque yo soy de las que va y se ahoga!!!! Desde luego que os salieron unas fotos increíbles.
    Un besazo a ese pedazo de equipo que hacéis!!!!

    1. Gracias familia por el comentario! Y mira que no somos nada acuáticos pero cuando salimos de viaje y vemos la posibilidad de hacer alguna locura de estas (comedida…) no nos podemos resistir!. De todos modos en la época que lo visitamos no era para nada peligroso y más bien un bonito paseo. Nos vemos por el mundo!

  2. Una maravilla de parque que merece mínimo 3 días de visita, cualquier visita a Montenegro tiene que incluir Durmitor. Debe estar precioso también en invierno, cubierto de nieve, asi que habrá que regresar para verlo…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¿Tienes lo que necesitas para viajar? KITCASSE

Te enviamos el kit de viaje personalizado a tu destino

Te ayudamos con tu viaje

Ser Viajéfilo tiene muchas ventajas,
haz tus reservas con nosotros

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Ir arriba