Kampot, la ciudad más relajada de Camboya

Print Friendly

Postal-Camboya-KampotA las once y media de la mañana salimos para Kampot desde Sihanouk ville. Son tres horas de viaje según nos dicen. El billete comprado en una de las muchas pequeñas agencias que hay en Otres Beach nos cuesta 6 dólares cada uno. Hay otro transporte para las 7:30 pero no era plan… Al final salida más o menos puntual, en seguida nos damos cuenta que todavía faltan pasajeros y nuestra pequeña van acaba por montar a 16 guiris con nosotros (17 si contamos al conductor). Todos con enormes mochilas, he de decir que las nuestras son las más modestas en tamaño…

A pesar de todo el viaje se hace confortable, son poco menos de dos horas y la carretera está en perfecto estado. Tras llegar a unos 5 minutos caminando nuestro alojamiento, Mea Culpa, estupendo lugar que recomendamos si o si, a pesar de estar algo alejado del centro de la ciudad. La habitación, amplia, tremendamente limpia, la cocina buenísima y la atención inmejorable. Son 25 dólares la doble pero muy bien pagados. Nos quedamos del 3 al 6 de Marzo de 2014

Mapa Kampot

Kampot por lo que hemos leído además de ser la cuna de la mejor pimienta del mundo, también es un remanso de paz y tranquilidad junto al río. Así que nos aventuramos a conocerla. Y no decepciona la definición. Aquello de nuestra vieja amiga Lonely de “edificios franceses de bella manufactura” está de más, la ciudad tiene encanto de sobra en su paseo junto al río, en su agradable gente y en la sensación que transmite nada más llegar.

Como curioso y visitable, el monumento al durian en una enorme rotonda, por lo demás una ciudad pequeña para pasear y disfrutar del atardecer junto al río como tantos camboyanos, con buenas vistas del Monte Bokor a lo lejos y el fotogénico puente antiguo en la cercanía. Con este paseo y disfrutando del ambiente volvemos para el hotel. Vaya pizzas a la leña que preparan…

16 Kampot 01
16 Kampot 04
16 Kampot 05
16 Kampot 06
16 Kampot 08

Nuestro segundo día en Kampot y decidimos alquilar una moto y salir a conocer las cercanías. Una moto es muy accesible en Kampot, son muchos los sitios de alquiler, y es recomendable, pues el tráfico no es tan intenso como otros sitios del sudeste. Nosotros optamos por la comodidad y la alquilamos en el propio Mea Culpa por 5 dólares todo el día. Nuestra ruta se dirige a dos visitas opuestas pero razonables para un día:

– En primer lugar hasta el Parque Nacional del Monte Bokor. La entrada situada a unos 7 Km en dirección a Sihaknouk ville (Ruta 3) tras cruzar el puente viejo de la ciudad (una gozada cruzarlo dicho sea de paso). La entrada 50 centavos por la moto y los dos. Tras ello unos 35 km de ascensión por una serpenteante carretera en muy buen estado que permite ascender los poco más de 1000 metros de la colina.

No tuvimos mucha suerte con el tiempo y a medida que ascendíamos nos íbamos metiendo en una nube que dificultó mucho la conducción y desmereció las vistas, pensamos que habitualmente debe estar cubierto por esta bruma. A pesar de todo nos mereció la pena, la carretera se va adentrando en la cada vez más espesa selva y aunque el poder disfrutar de los templos y el antiguo casino en la cima sin neblina hubiera sido fantástico, no estuvo de más el camino. Aconsejable alguna prenda de abrigo suave para subir con la moto.

Al llegar, como digo, un Templo budista que no nos impresionó, tal vez porque no nos alcanzaba la vista más allá de unos metros con la densa niebla. Un poco más adelante el antiguo casino y villa construido por los franceses en el que se nos vino el mundo abajo… Me explico, lo leído era que tras su construcción allá por 1920, hubo de ser abandonado durante la época de los jemeres. Tras ello, la naturaleza hizo su camino, dándole un aspecto tenebroso según habíamos visto en otros blogs, cubierto por un liquen naranja. Pero, he aquí la mano del hombre que no ha hecho otra cosa que engalanarlo de nuevo con una menos vistosa capa de cemento… Un pequeño desastre que dio al traste con la imagen que esperábamos. Junto a él la antigua iglesia católica.

16 Kampot 12
16 Kampot 13
16 Kampot 14
16 Kampot 15
16 Kampot 16

Para aprovechar el tirón del Monte, lo que si han hecho es un macro casino-hotel nuevo que a priori no parecía tener mucho éxito. Con todo ello y tras unas dos horas bajamos de nuevo hacia Kampot en busca del calorcito. Comemos junto al río, en la entrada al mercado, en el más que recomendable Rte. Veronica´s Kitchen, donde nos homenajeamos con una ternera y unas gambas a la pimienta por supuesto. Son 16 dólares con los cafés, pero es el cumple de Carmen y ¡estamos que lo tiramos!

– En segundo lugar tomamos la ruta 33 dirección Kep. No tan cuidada como la anterior y con tramos “duritos”. A tan sólo unos 5 km de recorrido hay que estar muy atento a un cartel que pone “Climbodia”. Este es el desvío para acceder hasta las cuevas-Templos preangkorianos. Siguiendo ese camino las primeras cuevas, Phnom Kbal Romeas no tienen pérdida. Recordad llevar una linterna. Unos muchachos cobran un dólar por la entrada (no sabemos si hay que pagarlos, pero te ofrecen un “libro de visitas” y accedemos a estampar nuestros nombres previo pago). Las cuevas no desmerecen el camino y son muy accesibles en sus tramos iniciales. Para ir más allá multitud de críos ofrecen sus improvisados carnets de tour operadores.

16 Kampot 23
16 Kampot 24
16 Kampot 26
16 Kampot 27
16 Kampot 28

A partir de aquí tratamos de localizar más adelante las ruinas preangkorianas de Phonm Chhnork pero no nos fue posible, atardecía y no existen indicadores. De todos modos y aunque el camino es difícil con la moto, es una delicia circular entre las casas de los agricultores con saludos y sinceras sonrisas a nuestro paso. Es la estación seca, ni que decir tiene que en la época de lluvias los campos de arrozales que cruzamos deben ser una estampa irrenunciable.

Con este día que nos lleva finalmente unos 140 Km, parón y relax en el tranquilo pueblo de Kampot. Un buen café con comida hiper barata, en un local junto al mercado, el Rte. Captain Chim´s donde contratamos un súper tour para mañana y así no dejarnos nada por ver…

16 Kampot 22
16 Kampot 25
16 Kampot 30
16 Kampot 31
16 Kampot 32
16 Kampot 33
16 Kampot 34
16 Kampot 41
16 Kampot 47
16 Kampot 48

Para cenar salimos hacia la ribera del Kampot, cualquier local serviría, hay buen ambiente y buenos precios. La ciudad anima a quedarse muchos días. Finalmente comemos en un restaurante local donde unos buenos pinchos de ternera con noodles y las birras nos cuestan 7 dólares. Una copa cumpleañera en un local “extraño” plagado de viejas glorias de la época hippye, el ABC, y con las mismas a descansar.

Para el siguiente día, aunque no somos aficionados a los tours organizados, estábamos muy cansados para otro día de moto. Además la señalización de los lugares de interés y su acceso, habíamos comprobado era muy escasa y difícil. Así que nos lanzamos al tour organizado por Captain Chim´s. Y fue todo un acierto, por precio y recorrido, aunque es verdad que extenuante. Un total de 14 dólares que incluyó un extenso recorrido entre Kampot y Kep en tuc tuc para 3 (una francesa se sumó al tour) y la navegación por el río al atardecer (comida y entradas incluidas). Nada más y nada menos que 12 horas…

– Salimos sobre las 9 de la mañana desde Mea Culpa donde nos recogieron. Lo primero fue visitar unas salinas a unos 5 Km de Kampot. Me temo que el duro trabajo de la recogida de sal puede resultar muy fotogénico para el turista. Nos explican sus sueldos, en torno a 4-5 dólares que no se sabe cuanto se prolongará, mientras cargan sus fardos con unos 30 Kg de sal por trayecto. Las condiciones con estas temperaturas no hay más que imaginarlas…

16 Kampot 35
16 Kampot 36
16 Kampot 37
16 Kampot 38
16 Kampot 39

– Tras ello nos dirigimos a las cuevas del interior. Suerte que en nuestro recorrido se salta Phnom Kbal Romeas, que ya visitamos el día de ayer. El secreto para llegar a la siguiente que es la más conocida, Phnom Chhork, es girar a la izda antes de la puerta de acceso a las anteriores. A pesar de todo el camino no resulta fácil de encontrar y nos alegramos de haber elegido el transporte guiado. Las cuevas, mayores que las anteriores albergan un pequeño templo hinduista pre angkoriano del siglo VII. También conocido como Templo de los elefantes, es una visita recomendable. Nuestro guía, que no acaba por convertirse en el típico guía plomo, solo lanza algunas pinceladas sobre lo que vamos viendo, lo cual se agradece.

16 Kampot 43
16 Kampot 44
16 Kampot 45
16 Kampot 46

16 Kampot 57

– La siguiente parada en una plantación de la famosa pimienta de Kampot. Un inglés con una granja de las que dejan boquiabierto, Starling Farm, donde por supuesto se puede comprar alguna muestra de pimienta. Nos explican que su calidad y sabor depende del tiempo de recogida, cambiando desde las distintas variedades, roja, negra, verde o blanca, en función de dicho tiempo.

– Llegada a Kep sobre la una del mediodía. Nuestro tuc tuc, lleva bebida fría y un bocadillo de pollo para el almuerzo. Así que paramos en una de las playas para comer. La ciudad no nos impresiona, nada que ver con la tranquila y atractiva Kampot, y no nos arrepentimos de no haber elegido la misma como la próxima parada. Visitamos el antiguo Palacio del rey, de principios de siglo XX (totalmente prescindible) y damos un paseo por el Crab Market, donde se pueden probar los famosos cangrejos a la pimienta de Kep. Poco más que destacar de la ciudad.

16 Kampot 67
16 Kampot 68
16 Kampot 69
16 Kampot 70
16 Kampot 71

– De vuelta hacia Kampot, una última parada en un pueblo de pescadores de mayoría musulmana donde volvemos a disfrutar de la fotografía.

16 Kampot 74
16 Kampot 75
16 Kampot 76
16 Kampot 77
16 Kampot 78

– Son las 4 de la tarde y ya en Kampot. El recorrido, sobre todo el interior, entre campos y pequeñas poblaciones nos ha resultado muy satisfactorio. Nos queda la última parte, navegar por el río Kampot a lo que nos embarcamos sobre las 5 para disfrutar de la puesta. Unas 3 horas de navegación y alrededor de 25 Km río arriba, lo cual te aleja del núcleo urbano y hace que puedas disfrutar del silencio del río y la fauna en estado puro. Luciérnagas, peces saltadores y multitud de sonidos que nos regala la naturaleza. Un buen paseo que termina de nuevo en la ciudad para la cena.

16 Kampot 49
16 Kampot 50
16 Kampot 51
16 Kampot 52
16 Kampot 53
16 Kampot 54
16 Kampot 55
16 Kampot 58
16 Kampot 59
16 Kampot 60

16 Kampot 84
16 Kampot 88
16 Kampot 91
16 Kampot 92
16 Kampot 93

Elegimos un local inglés, el Rusty Keyhole. Una hamburguesa (la primera en tres semanas) y con la merecida pinta vuelta al hostal. Hemos aprovechado para comprar el transporte hasta Laos, nuestro próximos destino, en la única compañía que hace este trayecto, la Sorya 168 que cuenta con oficina en Kampot. Así que cuando amanece, nos preparamos para viajar a Phnom Penh, hacer noche y empezar nuestra aventura Laosiana.

El trayecto hasta Phnom Penh comprado también con Sorya por 6 dólares fue un poco fiasco, 5 horas de bus con cientos de paradas incluido Kep, deberíamos haber buscado alternativas…

Viajar puede ser un objetivo, sentir el viaje es totalmente subjetivo. Un último paseo por Kampot nos convence todavía más de lo agradable que resulta este destino para un paréntesis. Tranquilo, relajado, con buen ambiente… y si este es tu destino, no dejes de valorar la opción de alojarte en Mea Culpa, un oasis dentro del paraíso…

16 Kampot 09
16 Kampot 20
16 Kampot 81
16 Kampot 82
16 Kampot 83

16 Kampot 02
16 Kampot 03
16 Kampot 07
16 Kampot 10
16 Kampot 11
16 Kampot 18
16 Kampot 21
16 Kampot 61
16 Kampot 62
16 Kampot 63
16 Kampot 64
16 Kampot 72
16 Kampot 73
16 Kampot 79
16 Kampot 80
2 Comentarios
  1. Imagen de perfil de José Luis Bauset Autor

    Camboya cambia de colores con el tiempo, a ratos es todo verde coincidiendo con la lluvia, anaranjada por culpa de las tierras rojizas de su fértil suelo en la estación seca, pero si tuviera que darle un color… le daría el de la sonrisas… ¿Tiene color la sonrisa? Gracias Soni por tus comentarios, me gustaría que vieras todas esas sonrisas con tus ojos!

  2. Imagen de perfil de sonia
    sonia 3 años

    Cuantas bicicletas!
    Veo a Camboya naranja, verde y azul
    Vosotros de què colores diríais que es?
    Besos

Deja un comentario

Alguna sugerencia

¿Te gusta viajefilos? Si quieres comentar, sugerir o compartir tu viaje solo tienes que escribirnos

Enviando

©2017 Todo el contenido pertenece a viajefilos.com

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?

Create Account

Ir a la barra de herramientas