Print Friendly

Postal-Sonia-Suiza-ISi aún no estás muy seguro sobre el viaje, si aún tienes dudas, si aún necesitas un empujón, no hace falta mas que te metas en Internet y eches un vistazo a lo que hay escrito de Suiza con niños. Lo fliparás. Y por supuesto, te convencerás en menos que canta un gallo. No hay nada negativo. Todo lo que, al menos yo, he leído sobre viajar con familias a Suiza es bueno. La gente lo flipa, y luego lo escribe. Y más tarde, repite viaje. Si, como lo oís. Así pues, nada más que navegando un poco, se te va abriendo un apetito monumental.

Lo primero es decidir un poco cómo se va a hacer el viaje. A pesar de que Suiza es pequeña, como Extremadura, tiene multitud de espacios urbanos y de montañas que visitar y miles de actividades que realizar. Y con niños, más. También hay que tener en cuenta lo cara que es a la hora de organizarse. Muuuy cara. Los días se van rápidos, así que hay que definir bien el recorrido. Y después, cómo hacerlo.

Mapa Suiza

El viaje en autocaravana en Suiza es una gran opción, de la que hay multitud de relatos por Internet, que orientan bastante  (http://conmiautocaravana.blogspot.com, www.autocaravanerosviajeros.blogspot.com, www.acpasion.com —viajes y escapadas — viajes— Suiza por Pepi Mataró). Además economizas bastante, pues cero gastos en comida que la gente lleva cocinada de casa y congelada. Eso sí, hay que pagar parkings y/o campings (algunas noches si buscas bien puedes sacarlas gratis).

El coche de alquiler, es otra opción. Te mueves rápido de un sitio a otro, y el tiempo cunde más, pero necesitas pagar la Vignette (un permiso de circulación que sirve un año y sale a unos 30 euros) y de nuevo te encuentras que los lugares de interés, ciudades, etc… tienen parkings que hay que pagar. Y en algunos destinos tanto de montaña como urbanos, los coches no están permitidos, por lo que hay que aparcarlos y coger los trenes locales, o trenes cremallera a los destinos finales.

El transporte público en Suiza y las tarjetas de transporte

Nosotros nos decantamos por el transporte público suizo, que funciona a las mil maravillas según dicen (como la relojería suiza). Estamos de vacaciones, y además con niños, no queremos estresarnos estando todo el día de un lado a otro con el coche haciendo kilómetros y corriendo para ver cuantas más cosas mejor.

Para fomentar el transporte público, los suizos, muy “verdes” ellos, ofrecen comprar una serie de tarjetas (Swiss Travel System Tickets) de distintos modelos, con descuentos, para elegir el que más se adecue a tu viaje. Así, la Swiss Pass te permite todo tipo de trenes gratis una vez adquirida, pudiendo comprarla por 4, 8, 15, 22 días o un mes. La Swiss Flexi Pass te permite elegir en un mes, 3 días, 4, 5 ó 6 en los que utilizar el transporte público. La Swiss Card, te ofrece todos los transportes a mitad de precio durante un mes. Y así otros modelos.

Además, con la Family Card, los menores de 16 viajan gratis si lo hacen con un adulto. Y en algunas cosas que no cubren (como teleféricos), te hacen descuentos por tener estas tarjetas. (Más información en www.myswitzerland.com—transportes—billetes).

La tarjeta se puede sacar con anterioridad por la red (te la mandan a casa), aunque en los foros he leído que eso sale más caro porque se añaden costos de transporte y emisión. Allí, en las estaciones de tren, directamente, también las puedes adquirir. Nosotros la compramos en Ginebra antes de coger el primer tren.

En Suiza se puede usar la tarjeta de crédito para casi todo. El único sitio en el que nos hemos encontrado que no se podía, ha sido en el único hotel en el que nos hemos alojado, en Gruyères. Hasta en las máquinas expendedoras de billetes de tren y bus (en Ginebra no todas; algunas más viejas para los autobuses urbanos, no; y además éstas sólo admitían monedas, ningún billete…)

Nosotros llegamos a Ginebra en avión. Nuestro vuelo fue un ofertón de lastminute. Nos salieron los 4 billetes por 226,13 €. Madrid-Ginebra-Madrid, directo, con Swiss. Pero no pudimos facturar equipaje, claro (vuelo low cost dentro de la compañía), ni pudimos elegir fecha ni hora. La oferta era la que era. Por ello llegábamos a las once de la noche, y sumando el retraso…

Como ya hemos dicho, en Suiza todo es caro. Los hoteles también. Una opción bastante más barata es el alquiler de apartamentos. Lo hicimos a través de airbnb. Además nos ha posibilitado hacer comidas en casa, e incluso hasta lavar y secar, por lo que facilitaba el tema del equipaje de cabina y con la lluvia que nos esperaba… ¡Ojo! Con los supermercados si vais a hacer compras en ellos. Cada día de la semana tienen un horario diferente, así que no vale confiarse.

Viajefilos en Suiza, Gruyeres 06

GINEBRA, 3 noches, dos días

Desde el aeropuerto, hay billetes de trenes gratuitos al centro, de duración 80 minutos. Se sacan en unas máquinas expendedoras que hay en la zona de recogida de equipaje. Nosotros llegamos muy tarde (a las 23.30h). La chica de información nos dijo que a esa hora sólo había ya bus (aunque según la información que yo llevaba, hasta más tarde había trenes…). Y que el billete se sacaba, también gratis, al lado de la parada. Y luego en el autobús nos dijeron que era como el tren, en la recogida de equipaje… Así que, nosotros, ni en un sitio ni en otro, pues el autobús estaba ya saliendo, por lo que tuvimos que correr para cogerlo; y entre eso y la ignorancia…

Mapa turismo Ginebra

(Completísimo mapa informativo en PDF)

Ginebra te ofrece la Geneva Pass. Una tarjeta personal que, a 25 francos suizos (chf) cada una, te da transporte gratuito por 24h y entradas a los museos de pago. Además algunas atracciones (47) como el trenecito turístico, los barcos que cruzan el lago, la playa del lago y 30 minutos con patinete, etc… Hay también tarjetas de 48h y 72h. Como en algunas atracciones hay pase especial para familias, y nuestro apartamento estaba en el centro, nosotros pensamos que no nos merecía la pena. Se compra en la oficina de turismo.

También existe la posibilidad de sacarse una Tarjeta de Día, sólo para transporte, personal, por 8 chf cada una, niños y/9 adultos. Es cuestión de cada uno calcule sus gastos en función de lo que va a hacer o visitar. En los hoteles esta tarjeta te la dan de manera gratuita por el mero hecho de estar alojado.

Los billetes sencillos de transporte público sencillos valen durante 1 hora, en la que puedes utilizarlo las veces que quieras y de libre circulación (adultos 3,5 chf; niños 2,5 chf). Los barquitos amarillos que cruzan el lago están dentro de los transportes públicos normales de Ginebra, como los autobuses

Viajefilos en Suiza, Ginebra Apartamento 01

En Ginebra tienes muchas cosas que hacer y visitar. Todo el centro es precioso, lleno de callejones adornados con miles de flores, regados con multitud de fuentecillas y salpicados con cientos de terrazas que invitan a quedarte a tomar algo en cada una de ellas. La catedral de Saint Perre, la plaza de la Magdalena, el Ayuntamiento, la Maison Tavel. Además, un montón de parques, como el Botánico, con la Universidad, los juegos de ajedrez y damas tamaño gigante, columpios, diana de belcro para los niños, las hamacas simples y dobles para descansar en el césped, el Muro de la Reforma, los bancos más largos del mundo…

También el Parque del Inglés a la orilla del lago, con el famoso reloj de flores, el más grande del mundo. La noria y los puestos de comida y suvenirs. Desde ahí se ve el archiconocido Jet d`eau.

Nuestro primer día se nos fue rápido visitando la catedral, la iglesia ortodoxa rusa y pateando el centro en busca del lago, desde donde parten los puentes y la calle donde está la información turística (Rue de Mont Blanc), aunque hay “puestos ambulantes de información” consistentes en jóvenes de dos en dos, que tienen planos y te cuentan algunas cosillas.

Una vez que decidimos no comprar ni la Geneve Pass ni la tarjeta de transporte, regresamos al cogollo del centro. Seguimos pateando, esta vez la zona del lago, subimos a la noria, comimos en un puesto de comida alemana, y cogimos el trenecito turístico de la ciudad vieja (hay varios recorridos; 6.9 chf los niños y 10.9 los adultos).

Viajefilos en Suiza, Ginebra di?a 1 01
Viajefilos en Suiza, Ginebra di?a 1 03
Viajefilos en Suiza, Ginebra di?a 1 04
Viajefilos en Suiza, Ginebra di?a 1 05
Viajefilos en Suiza, Ginebra di?a 1 06

Después terminamos el día pateando más y más las calles y parques, compras para la cena en el Migros (cadena de supermercados), y regreso a nuestro apartamento.

El segundo día en Ginebra lo empezamos con otro desayuno de barrio (lo mismo que el día anterior, para 4 personas, unos 35-36 chf; aunque el de hoy nos gustó más), pero en diferente local. Luego cogimos el bus nº 8 (3,5 chf el adulto y 2,5 chf el niño; billetes que durante una hora puedes utilizar por toda Ginebra en diferentes transportes públicos, como ya he dicho), que te lleva hasta Eaux-Vives Landing Stage, la última parada (aunque tienes que preguntar, porque el recorrido acaba dividiéndose y hay buses que no llegan hasta aquí sino al otro final). A 5 minutos andando pasas la frontera (¿eso era “frontera”?) y en seguida comienzas a ver los carteles para llegar al teleférico que sube al Monte Salève, en Francia (precio familiar: 6.3chf por persona).

Viajefilos en Suiza, Ginebra Saleve 00

Una vez arriba, puedes pasar el tiempo que quieras. Hay excursiones a pie o en bici de diferentes distancias; incluso hay quien baja andando (billete solo de ida más barato, claro). Además, nosotros encontramos un templo budista que se puede visitar y vimos saltar con parapente a varias personas. Impresionante cómo cogen carrerilla para lanzarse al vacío.

Tras un par de horas cotilleando, andando, jugando en los columpios, contemplando Ginebra y el Mont Blanc, y viendo despegar los parapentes, decidimos regresar. Teleférico y bus nº 8. Esta vez no hasta casa, sino mas allá, hasta le Rue Mont Blanc, para ir a los muelles (Pâquis Landing Stage) a coger el barquito amarillo, que pertenece al sistema de transporte público, y te cruza el lago (Port Noir Landing Stage). Como tardamos menos de una hora, nos sirvió el mismo billete que el del bus de vuelta.

Una vez allí nos encaminamos hacia la Baby Beach, una playa realmente “baby” como su nombre indica. No deja de ser curioso bañarse en un lago gigantesco, con cisnes que nadan entre la gente, pasando de ésta, y que la arena de la orilla sea la de los parques de tierra…

Estamos en fiestas en Ginebra, así que las dos riberas del lago son pura feria. Miles de puestos de comida, chuches y atracciones. No digo qué fue lo siguiente…

El día lo terminamos en el Parc La Grange, justo enfrente de la Baby Beach. Otro de los parques de Ginebra que merecen la pena, pues además de verde y frondoso, tiene unos columpios super-chulos, una piscinilla infantil (nuevo baño…) y una noria de madera, artesanal, empujada por los fornidos brazos de dos jóvenes. Absolutamente maravillosa. Hay zona de barbacoas y allí mismo unos baños portátiles (¿por las fiestas o siempre están allí?), que en lugar de agua, para la cadena del wáter usan serrín que echas a puñados de un contenedor. Una manera muy ingeniosa de ahorrar agua y hacer compost.

Luego caminata de vuelta a casa con parada en otra cadena de supermercados, Coop.

GRUYÈRES, 2 noches, 2 días

Bueno, día y medio, pues parte del primer día se nos fue en arrancar de Ginebra (nosotros no madrugamos mucho…), desayuno en la misma cafetería que el día anterior, estación de tren, sacar la Swiss Flexi Saver Pass (tras el cálculo, con sumas y restas billete a billete de tren, de que ésa era la más rentable, gracias a la paciencia del suizo de turno en la ventanilla…).

Tras dos horas de tres trenes puntualísimos, llegamos a Gruyères. Localizamos el hotel (el único del viaje, pues no salía mal y aquí no había apartamentos), La Ferme du Bourgoz. Nos encantó. En un caminito, abajo, alejado del centro turístico lleno de gente. Nuestra habitación, de cinco camas, toda forrada de madera, como el resto del hotel, con un jardincillo que en seguida usamos para hacer un picnic. Limpio, amables, muy chulo. Cuando íbamos a dejar el hotel, llevábamos el tiempo justo para el tren y la mujer nos bajó en coche. Todo un detalle. El desayuno con leche recién ordeñada, queso, mermeladas y mantequilla de producción propia. Una delicia. Lo único que nos sorprendió es que no nos hicieron la habitación… (www.lafermedubourgoz.ch, Chemin de Bourgoz 14, 2 noches con desayuno para 4: 360chf)

Viajefilos en Suiza, Gruyeres 01

Como era tarde, hubo que elegir; y como estaba cubriéndose el cielo de nubarrones grises horribles, decidimos subir a probar suerte a Molèson-sur-Gruyères, no fuese que el mal tiempo se instalase y lo cerrasen al día siguiente. Y sí, la tuvimos, pues nos gotearon cuatro chispitas, y sin frío, aunque tampoco pasamos calor. El bus está incluido en la Flexi Pass, y la parada está en la estación de tren. Y allí arriba lo que encuentras son rutas y rutas, Suiza, paraíso de montañeros, y una serie de atracciones muy interesantes.

La primera, a la que nosotros íbamos en concreto, un tobogán enorme por el que te tiras con una especie de trineo, un rodelbahn. Una pasada. Candela por tener 6 años, no pagó. Sacamos 6 viajes, dos para cada uno: 1 viaje 6 chf; 4, 22 chf. Así que 34chf en total. Mereció la pena.

Hay también varios parques de columpios infantiles muy buenos. Mira que a mis hijas se les ha pasado ya la edad de parques, pero es que éstos son muy buenos… Y a partir de 1,40 metros de altura, hay unos telearrastres que te suben una cuesta para luego bajarla deslizándote, o con una especie de cars o con una especie de patín tipo el que llevan ahora algunos guardas jurados en los centros comerciales. Pintaba muy chulo, pero no dábamos la altura. También puedes coger el teleférico a la cima del Molèson.

Allí mismo hay una información turística que imagino te dará más opciones, un pueblecillo y restaurantes. En concreto nos detuvimos a comprar en uno arriba del todo, siguiendo sus cartelitos indicadores de vaquitas; tenía animalillos, con lo que nos paramos un buen rato. El último bus de bajada es el de las 18,37 h.

Gruyères es un mini pueblo precioso, medieval, encantador, enclavado en lo alto de un monte, por y para el turismo, al menos hoy en día. Aparte de la calle principal repleta de comercios, restaurantes y hoteles (cenamos en la terraza-mirador cubierta del Café-Restaurant Des Remparts, los 4 por 58 chh, sin postres, solo 1 litro de agua para beber, y las pizzas y la ensalada, minis total. La raclet no estuvo mal…), tiene el castillo, que dicen que es muy bonito, el museo de Alien (Musèe HR Giger), un museo tibetano.

Abajo, justo en frente de la estación de tren, La Maison du Gruyères. Museo, demostración, tienda, parque infantil y restaurante sobre el queso de Gruyères. Abierto de 9-19h en verano, aunque la exhibición de la fabricación de queso es entre 9-11 h y 12,30-14,30h. ¡Ojo! Porque nosotros nos despistamos con el horario general y sólo vimos el museo, muy gracioso e interesante, por cierto, y muy ameno y atractivo para niños. Te dan audio guías en español. El precio de familia del museo es de 12 chf (dos adultos, pues los niños son gratis).

El Castillo no nos dio tiempo a verlo por dentro. En los folletos decía abierto hasta las seis, pero la de La Maison nos juró y perjuró que hasta las cinco, con lo cual no subimos…

Viajefilos en Suiza, Gruyeres 02
Viajefilos en Suiza, Gruyeres 03
Viajefilos en Suiza, Gruyeres 04
Viajefilos en Suiza, Gruyeres 05

Y la otra gran atracción de Gruyères es la fábrica de chocolate, la Broc Fabrique, la Maison Cailler. Está en Broc, a pocos kilómetros, como su nombre indica. Hay estación de tren hasta allí (estación de Broc Fabrique), saliendo el tren de Gruyères a las y 58 de todas las horas, y volviendo a las y 52. El tren sale por 7 chf adultos y 3,5 chf niños y te vale para120 minutos (aunque es difícil que lo puedas usar también de vuelta con las colas y la cantidad de cosas que hay para entretenerse). Si tienes la Swiss Pass puedes usarla; como nosotros teníamos la Flexi que reservamos para los días de los traslados de un sitio a otro, ese día no lo incluimos, por lo que tuvimos que abonar los billetes en su totalidad. El precio de la entrada familiar es de 20 chf (10 por adulto, niños gratis).

Está muy bien organizado; hacen multitud de grupos, por idiomas, para la visita. Así, cuando sacas la entrada, te dan una cita para entrar. No es con guía sino con voz en off. Te hacen una visita por la historia del chocolate, luego una exhibición de fabricación y… degustación. Mientras esperas (imaginaos cómo está de gente…) tu hora de embarque (lo hacen tipo avión), tienes tienda, cafetería y parque infantil.

Viajefilos en Suiza, Gruyeres-Broc 01

También se puede ir en bus desde Epagny, al lado de Gruyères, a unos 20 minutos andando. El bus llega a Broc y has de ir andando a la fábrica. Y se puede hacer a pie todo el camino. Nosotros hicimos así la vuelta. Después de tanto chocolate, decidimos hacer algo de ejercicio… Un gran paseo, con baño en río incluido y parada técnica para piscolabis. Las niñas se portaron como jabatas.

Difícil encontrar supermercados en el área. En Gruyères, el único es el de la Maison, sin productos frescos, salvo pan y queso. En la Fabrique, aparte de la tienda de la Maison, había un comercio de Nestle, pero no entramos, no sé qué productos tendría. Nos dijeron que en Broc sí había supers. En Epany encontramos un ultramarino en el camino que nos salvó la comida para el picnic. Para quien vaya de ahorrador.

Continuaremos hasta la Región de Grindelwald…

2 Comentarios
  1. Imagen de perfil de beatriz martín retuerto

    Que chulada Sonia, me encanta el entusiasmo con que nos lo cuentas!

  2. Imagen de perfil de José Luis Bauset

    Gracias Sonia! Tus entradas con niños siempre despiertan muchísimo interés en la red y estoy seguro que esta mucho más. Has dado una cantidad de información increíble y desde luego les habéis dedicado mucho tiempo a las crías, en vuestras fotos se nota lo mucho que han disfrutado! Gracias de nuevo!

Deja un comentario

Alguna sugerencia

¿Te gusta viajefilos? Si quieres comentar, sugerir o compartir tu viaje solo tienes que escribirnos

Enviando

©2017 Todo el contenido pertenece a viajefilos.com

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?

Create Account

Ir a la barra de herramientas