Ir a la barra de herramientas
Print Friendly, PDF & Email

Siguiendo una costumbre ya consolidada en mi vida, el mes de Noviembre desaparezco de las tierras murcianas para explorar algún país asiático en compañía de buenos amigos. Este año decidimos viajar a Filipinas, cambiando mis habituales compañeros de viajéfilos (así descansamos un poco…) por otros compañeros de trabajo habituales en las escapadas de montaña. Aunque Filipinas por su gran extensión, aporta cantidad de sitios para explorar, optamos por viajar a la zona de Palawan posiblemente la más turística del país y sin duda que no nos defraudó.

Cómo preparar un viaje a Filipinas

El vuelo hasta Filipinas y la isla de Palawan

Como siempre, 2-3 meses antes iniciamos la búsqueda de vuelos decidiendo viajar con Qatar airways con precios a Manila por 560 euros con escala en Doha. Buena compañía aérea con espacios razonables y buen servicio a bordo. Aeropuerto de escala moderno y con rápidas conexiones bastante bien estructuradas tanto a la ida como a la vuelta (son profesionales de la escala.)

En estos viajes sobre todo si conectas en el destino final con un vuelo interno, queda la incertidumbre de las conexiones; en nuestro caso al llegar al aeropuerto de Manila (terminal 3), debíamos cambiar a la terminal 4 (vuelos domésticos) y aunque hay informaciones diversas, en realidad el cambio entre terminales es muy sencillo y rápido, en menos de 1 hora desde la llegada, habíamos pasado inmigración y estábamos en la nueva terminal. Todo muy bien indicado y desde la salida de la terminal 3, siempre en dirección izquierda, no habrá más de 300 metros hasta una pequeña caseta donde Cebu Pacific Air y Philippines Airways tienen personal que registran tu conexión y te pasan a una sala de espera anexa donde esperas un autobús gratuito que te lleva rápidamente por el interior del aeropuerto a la terminal 4. No se os ocurra salir de la terminal a tomar un taxi porque el tráfico fuera del aeropuerto está muy congestionado y posiblemente los tiempos de conexión sean más largos.

De esta sencilla y rápida manera, tomamos nuestro vuelo interno al primer destino Filipino, la pequeña isla de Corón, al norte de Palawan con unas vistas aéreas espectaculares a la llegada y tras 2-3 botes en la pista de aterrizaje con nuestro avión “vintage” de hélice de Cebu Pacific, llegamos al destino. Para otras opciones de llegada, Bookaway os facilitará la reserva de los recorridos entre las islas.

Las islas de Corón y Palawan al oeste de el archipiélago de Filipinas

El alojamiento en la isla de Corón

Transporte a la puerta del hotel por 150 pesos filipinos (3 euros) en furgoneta compartida, todo muy bien organizado por los locales. Nos alojamos en el Hotel Acacia Garden Inn, zona tranquila (más tranquila imposible, al lado del cementerio) con un jardín agradable y servicios y desayuno justitos, pero bueno, para la oferta hotelera del lugar estaba aceptable y el personal bastante dispuesto; además por la noche es agradable cenar en el jardín al haber servicio de comidas (y cerveza) y a unos precios fantásticos.

En un corto paseo (5-10 minutos, un poco solitarios los primeros 200 metros) llegas a la zona de turisteo y si no quieres andar los transportes locales (tuk-tuks) son muy económicos. En el mismo hotel contratamos la excursión del día siguiente (Superultimate tour que incluye todo lo que hay que ver, 35 euros) y el billete del barco (35 euros) que nos trasladaría a El nido.

La ciudad de Corón

Corón es una ciudad pequeña, con los rincones y forma de vida que todos tenemos en la cabeza de Filipinas, callejones estrechos y sin asfaltar, niños por todas las calles, todo muy pobre … pero se ve una actitud muy positiva de la gente, amable, tranquila y dispuesta a agradar, sin agobiar para nada al turista.

Ciudad de Coron

Mucha oferta gastronómica, buena y barata y por recomendar algún sitio de los varios que probamos The view deck grill house, una terraza en el tercer piso con buen ambiente, buenas cervezas y buena comida (calamares, pescado, hamburguesas…) a un precio fenomenal como casi todos los sitios de comida en esta zona, pese a ser turística.

Nuestro primer día completo tras la llegada lo dedicamos al tour en los famosos bangka, el barco tradicional de las Filipinas, que incluía todos los lugares que se describen en cualquier web, desde la cercana zona de Siete Pecados (con un buceo muy bonito) pasando por impresionantes paisajes: Kayangan Lake, Twin Lagoon, Barracuda (o Luluyuan) Lake con aguas calientes y un camino de acceso espectacular, Skeleton Wreck, Coral Reef Garden,  Blue Lagoon, Green Lagoon… es difícil seleccionar fotografías porque absolutamente todos los paisajes no tenían desperdicio sobretodo en un día soleado como fue nuestro caso que aumentaba el color azul turquesa del agua. Imprescindibles unos buenos escarpines o sandalias porque tendréis que andar por zonas de coral y los erizos de puntas muy largas son numerosos. Tras una jornada en remojo, buena comida y buena compañía, regreso al hotel y salida nocturna para recuperar fuerzas y comentar la jornada.

Tour en Bangka por lo mejor de la isla de Coron

Cómo llegar a el Nido en la isla de Palawan

Al día siguiente partíamos para El Nido a primera hora y amaneció otro día soleado y tranquilo, pero durante el desayuno, nos comunicaron que se había suspendido la navegación por viento fuerte, lo que nos llamó la atención. En realidad al buscar información en windguru (web que conocemos los navegantes) lo que realmente había era un mar de fondo peligroso motivo de la suspensión, con la incertidumbre de cuál sería la duración de la alerta.

Aquí quiero advertir que nosotros en ningún momento pensamos trasladarnos entre las dos islas en barco, conscientes de que esta incidencia podía ocurrir, pero, aunque en la información que recogimos antes del viaje ponía que había vuelos diarios con Air Swift de Corón a El Nido, en realidad los vuelos salían a días alternos lo que nos obligó a recurrir al barco. Por supuesto una vez suspendido el barco aunque lo intentamos a primera hora, no encontramos hueco en el vuelo para el día siguiente y nos tocó esperar la incertidumbre meteorológica y reorganizar la estancia en el Nido (sin problemas a través de los canales oficiales de Booking).

Ese día imprevisto lo dedicamos a asegurar la validez del billete para el día siguiente, a pasear con tranquilidad por la ciudad, cervezas, masajes… en fin relajación, lo que también tiene su encanto. Afortunadamente se confirmaron las previsiones de windguru y el barco salió (empresa Montenegro), desde la arcaica terminal donde en la espera nos entretuvimos con las medidas de seguridad de la zona, un pequeño perro que olfateaba los equipajes que obligaron a dejarlos en el pasillo para deleite del chucho. Tras 5,30 horas de travesía (no las 3 y media que anuncian si bien el mar no estaba en su mejor momento) llegamos a El Nido. Como recomendación los traslados, en vuelos internos a ser posible, pues además los precios de los billetes son muy similares.

Teníamos el hotel en la ciudad de El Nido (Cuna Hotel) al que fuimos andando desde el pequeño puerto (5 minutos) donde el tráfico de vehículos era muy intenso. Hotel muy recomendable un 3 estrellas que dado el entorno es de 4, donde nos “perdonaron” la noche que nos retrasamos y además nos invitaron a cenar en una terraza fabulosa con piscina que hay en el último piso al no estar preparada nuestra habitación a las 7 de la tarde (pocos sitios te tratan tan bien). Tras la cena, paseo por la animada ciudad con múltiples restaurantes y bares de copas a la orilla de la playa y como siempre a buenos precios. Como la oferta es muy amplia solo mencionaré un tailandés, Big Bad Thai Bistro, en un segundo piso de la calle principal, donde cenamos unos buenísimos Pad Thai.

La población de El Nido en la isla de Palawan

Dos días en el Nido

Como procede los dos días completos de que dispusimos, los dedicamos a realizar excursiones por la bahía de Bacuit, se ofrecen 4 tours y nosotros realizamos el A y el C (el que más se aleja y te lleva a la playa escondida, un espacio al que se accede a través de un orificio en el acantilado, si la marea lo permite) siguiendo las recomendaciones de los foros.

El primero lo contratamos en el hotel y el segundo en la empresa Kraken (la oficina está en la calle principal, muy cerca del Cuna Hotel) el mismo día en que lo hicimos; los precios de los tours son muy similares, más baratos los segundos y sucesivos porque te ahorras la tasa general medioambiental que hay que pagar por visitar la zona (acordaros de pedir el justificante la primera vez que se paga), pero el Kraken (que oferta los 4 tours y además uno especial que sale a las 11 de la mañana) preparó una comida bastante mejor que el primero.

Decir de los paisajes y de las zonas visitadas lo mismo que el tour de Corón: todo espectacular por el archipiélago de las Bacuit, inmensos acantilados de piedra caliza formando decenas de islas con vegetación frondosa y playas desiertas de arena blanca con un fondo marino de inmensa belleza.

Las excursiones por la bahía de Bacuit en la isla de Palawan

El primer día amaneció con amenaza de tormenta que al final descargó en la primera playa que visitamos, lo que ofrece una visión distinta de los paisajes. Luego fue mejorando el día y acabamos con tiempo soleado. De cualquier forma, la temperatura siempre fue muy agradable y pasear en kayak por la gran laguna con lluvia, viendo los numerosos monos de sus orillas, tiene su encanto (en las lagunas no hay nada que ver buceando).

Aclarar que en estos tours ofrecen kayak con sobreprecio (4 euros) al llegar a determinadas zonas y merece la pena cogerlos en la laguna grande porque la distancia hasta llegar a ella lo merece, pero no en la pequeña que está muy accesible nadando. Aunque en muchos foros aconsejan viajes privados, realmente no sentimos en ningún momento que existiera una aglomeración de gente que impidiera ver con tranquilidad las zonas visitadas.

 

Port Barton y Puerto Princesa

Tras 3 encantadores días en El Nido, nuestro periplo continuaba hasta Puerto Princesa para tomar el avión de vuelta Manila. El viaje de 300 kilómetros de distancia, pero por aquellas carreteras y con esos conductores, decidimos fragmentarlo en dos etapas para conocer la zona de Port Barton. Contratamos la furgoneta en una de las múltiples ofertas que encuentras por la calle y por 10 euros (500 PF) nos recogieron del hotel y de allí a la “estación de autobuses” volviendo en dos ocasiones a la estación una vez iniciado el viaje, “hasta completar aforo” ; con la furgoneta llena a rebosar y sufrir la conducción autóctona llegamos a nuestro destino tras una breve parada a mitad del trayecto (3,5 horas en total).

Port Barton es una mínima aldea con calles de tierra que aparece tras abandonar una frondosa vegetación, situada a la orilla de una playa preciosa donde se concentran la mayor parte de alojamientos y lugares para comer. Aunque no hicimos ningún paseo en barco por no disponer de tiempo, existe amplia oferta como en El Nido de excursiones por la zona. Nuestra estancia fue testimonial y nos dio para comer a la orilla de la playa en el alojamiento que elegimos (Ausan Beach Front Cottages, barato, con buen aspecto exterior al ser cabañas a la orilla de la playa pero con habitaciones poco estimulantes para el reposo sin climatización, al menos las que nos tocaron y con ventiladores que llevaban recuerdos de la guerra de Filipinas en forma de pelusas) un paseo por la playa con un agradable masaje al atardecer a pié de playa y posteriormente tras la ducha, cena en uno de los varios sitios que se asoman a la arena. Sitio muy tranquilo, con ambiente nocturno rollo Jamaica, chill-out, antorchas de fuego y canuteo variopinto.

Tras unas copas en la playa, a descansar para madrugar y tomar otra furgoneta compartida, contratada en el hotel y también por 500 PF a primera hora para ir sobrados de tiempo hasta el aeropuerto de Puerto Princesa pasando previamente por la primitiva y encharcada estación de autobuses de esta ciudad (otras 3,5 horas de viaje con una carretera algo mejor y con un conductor de similares características.) Como opinión personal, yo hubiera prolongado más la estancia en el Nido, volviendo en avión directamente a Manila evitando el trasporte por carretera hasta Puerto Princesa.

Volamos a Manila con Air Asia, sin incidencias excepto el retraso de 3 horas posiblemente por el tiempo tan tormentoso que hizo desde primeras horas de la mañana. Llegamos al aeropuerto de Manila y cogimos un taxi oficial (Metered taxi, hay amarillos y blancos) muy bien organizados por una persona que anota el número de taxi y el destino para control. Tras varios intentos del taxista de cobrar una tarifa fija con la excusa de que el abundante tráfico engordaría la factura del taxímetro (esto nunca es verdad y además los taxis son muy económicos) puso el taxímetro oficial y tras superar el caos circulatorio llegamos al hotel en 60 minutos situado en el distrito de Makati, pleno centro financiero, por menos de la mitad de lo que quería cobrarnos.

Ciudad de Manila

Nos alojamos en el Lub d Philippines Makati un hostel muy recomendable y barato, limpio con amplias y agradables zonas comunes donde hay un pequeño bar, habitaciones modernas y bien equipadas y un restaurante en la azotea con bonitas vistas nocturnas de la zona y unos precios y calidad muy razonables, de modo que directamente nos quedamos a cenar en este agradable lugar como colofón nocturno del viaje.

Toda nuestra información recomendaba una mínima estancia en la ciudad, como puente para coger el vuelo internacional y así lo hicimos y desde luego no nos equivocamos. Por la mañana madrugamos para acercarnos a la zona mejor conservada (intramuros) y de camino allí pudimos apreciar que lo que nos decían era verdad: una vez abandonado Makati todo es decadente con edificios en ruinas o mal conservados y un tráfico infernal. Poco puede progresar una ciudad, la “perla de oriente” arrasada durante la segunda guerra mundial, con tal cantidad de población sin existir un mínimo trasporte público, pero bueno había que comprobarlo.

Ciudad de Manila, la capital de Filipinas

Iniciamos el recorrido por intramuros por la Catedral de Manila, una Iglesia sin más que recordar, siguió por el convento de San Agustín edificio de dos plantas muy amplio con un claustro central y varios jardines, que alberga muchas salas con objetos diversos y lo más curioso un pequeño cementerio en una de sus múltiples salas. Tras esta visita, recorrido por las calles con algún resto de casa colonial bien conservada y llegada a Fort Santiago que tampoco aporta nada de interés hasta llegar al río.

Convencidos de que lo que nos decían era cierto, vuelta al hotel (tras nueva lucha con los taxistas) donde tras comer en su restaurante iniciamos el camino al aeropuerto. Contar con al menos una hora desde Makati y otra hora al menos si tenéis que facturar equipaje antes de pasar por el control de seguridad porque el ritmo es bastante caribeño. Y sin ninguna incidencia llegamos a Madrid pensando ya en el próximo viaje… como tiene que ser.

El mejor vuelo para viajar a Filipinas, haz click aquí
Los mejores alojamientos en tu recorrido por Palawan, en este enlace
Si buscas un coche de alquiler para recorrer Filipinas, haz click aquí
No viajes sin seguro a Filipinas, el mejor y con descuento de un 5% aquí
La mejor guía de viaje para Filipinas: haz click aquí
Buscas organizar alguna excursión en Filipinas, haz click aquí
La mejor tarjeta débito de viaje: N26. Consíguela con descuento aquí

Algunas fotos de la isla de Palawan y Coron

1 Comentario
  1. Si tenía ganas de volver a visitar Filipinas, desde luego después de leerte todavía las has aumentado. No tuvimos suerte con el transporte desde Boracay y nos quedamos con muchas ganas de visitar Palawan, el mejor reclamo del archipiélago sin duda. Y como digo, tras leer vuestra experiencia, ¡ya ando buscando vuelos!

¿Te gustó nuestro artículo? ¡Déjanos tu opinión o cuéntanos tu experiencia!

©2020 Todo el contenido pertenece a viajefilos.com   Aviso legal

Alguna sugerencia

¿Te gusta viajefilos? Si quieres comentar, sugerir o compartir tu viaje solo tienes que escribirnos

Enviando

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?

Create Account