Print Friendly, PDF & Email

Queríamos continuar con nuestra exploración del país vecino y, sabiendo lo que nos gusta recorrer el campo francés, catar y traer sus especialidades, como los vinos, decidimos hacer otra vez el viaje en coche a Francia.

En esta ocasión hemos sido un grupo de 6 y entendimos que lo mejor era hacer  el viaje en un solo coche. Para ello alquilamos una furgoneta en Murcia, una Mercedes Vito para 8 personas en Amounal (www.amounal.es), con seguro a todo riesgo, sin límite de Kms y para 3 conductores, durante 10 días por 1200 €. Nos pareció un precio excelente con respecto a otras empresas del sector.

Planteamos el viaje con varias escalas. En ellas estuvimos en hoteles, pero para el tiempo en Borgoña alquilamos una casa en la web de Gites de France. Suelen pedir un depósito al hacer la reserva y en el precio pueden añadir el alquiler de sábanas y toallas, la limpieza posterior de la casa y una fianza. La verdad es que la casa estaba a 6 Kms de Dijon, era estupenda, muy bien equipada, con 4 dormitorios, 2 baños, garaje y jardín. Tuvo un precio total de 653 € para 6 noches y para las 6 personas!!.

Es verdad que era un pueblecito de la periferia de Dijon, Pouilly-sur-Saone, puesto que esta página ofrece casas rurales, pero para nuestro planteamiento de viaje fue estupendo. Partimos de la idea de tener una base y hacer recorridos de unos 100 kms diarios por la región para hacernos más o menos una idea de la misma. Siempre es peor estar en una ciudad por el tiempo que se suele perder en llegadas y salidas de la misma.

Queríamos hacernos una idea de los famosos “Borgoñas” y sus distintas calidades. En esta zona la calidad más baja se denomina Borgogne, la siguiente se denomina por el nombre del pueblo que lo produce Village, la siguiente Domaine, la siguiente Clos y la siguiente Chateau. Estas tres últimas realmente se unen en Grand Cru y 1º Cru, que son los niveles más altos y corresponderían a nuestros Reservas y Gran Reserva. Tengo que decir que como esto del vino es cuestión de paladar, de los que probamos en nuestro viaje (ningún 1º Cru), la relación calidad-precio nos inclinaba a casi todos hacia los vinos españoles. Debe ser ¡chauvinismo a la española!. El vino espumoso en esta zona no se puede denominar Champagne (que es otra zona vitivinícola) y se denomina Cremánt. Utilizan la mezcla de éste o de otra calidad de vino seco, Aligoté, que no es espumoso, para hacer un aperitivo típico borgoñón con crema de cassis: el “Kir”. Por supuesto que se pueden hacer catas en muchos lugares, pero la mayoría las cobran entre 10-16€ por persona y pos supuesto nunca pruebas en estos casos un 1º Cru y raramente un Grand Cru. Estos se pueden probar comprándolos, claro. Las uvas que se emplean son Chardonnay  para los blancos y Pinot Noir para los tintos. Se supone que sus grandes vinos nunca hay mezcla de otros tipos de uvas ni de otras regiones.

También tiene especialidades propias de quesos: Abbaye Citeaux, Epoisse, Delice,….  Que si sois amantes del queso debéis catar. También probamos el queso Comté, primer queso con Denominación de Origen Controlada Francés. Muy bueno también, aunque no es de esta región.

Por supuesto la Borgoña es un lugar especial para tomar mostaza, que la incluyen en muchos platos. El aliño de la ensalada con mostaza es exquisito. Merece la pena probar sus variedades. En los restaurantes los horarios, en general, suelen ser más ajustados que en España y después de las 14:00h o de las 21:00h es posible que ya no te permitan sentarte. A  lo largo de todo este viaje nos hemos encontrado con menús completos (entrada+ plato del día + postre) con un precio más elevado que puede variar de los 18 a 25€, sólo entrada + plato o plato + postre, con menos precio y otro precio solo para el plato del día. Esto te permite elegir según hambre y preferencias. Como las raciones son abundantes, comer diariamente no resulta especialmente caro. En muchos lugares hay platos para veganos y vegetarianos. Como siempre sucede fuera de España, lo más caro son el vino y la cerveza, aunque siempre se puede elegir copa de vino. En todos los restaurantes puede pedirse “garrafe de l’eau” agua del grifo y gratis, la suelen servir fría y está buena. Es una opción. Si se pide agua sin más y ponen embotellada la cobran, claro.

El carburante en Francia es más caro que en España pero sus autopistas son más baratas. Es verdad que tienen pocas autovías y que prácticamente, todas son de peaje pero son más económicas y muy bien dotadas de servicios. Nuestra furgoneta era de gas-oil y obligan a llevar un líquido que habría que echarlo para contaminar menos y que nos proporcionó la empresa de alquiler de la furgoneta. Lo devolvimos intacto porque no lo tuvimos que utilizar.

Itinerario y visitas:

-Escala de ida en Colliure

-Primer día: Avallon, Vezèlay, Anguis y Saint Thibault

-Segunda etapa: Clos de Vougeot, Nuits Saint George y Beaune

-Tercera etapa: Dijon

-Cuarta etapa: Autun , Cluny y Solutre

-Quinta etapa: Semur-en-Auxois, Noyers-sur- Serein y Auxerre

-Sexta etapa: Ciudad de Lyon

-Escala de vuelta en Narbona

Escala de ida en Colliure

Salimos de Murcia y nuestra primera escala fue en Colliure. Es una ruta que se hace un poco pesada porque además de muchos kms, es siempre por una autovía/autopista cara y conocida. Realmente, de este viaje “lo peor” son los días de ida y vuelta.

Colliure es un pueblecito encantador de la costa francesa, bien conservado como corresponde a nuestro país vecino, y en donde se encuentra la tumba de Antonio Machado junto a su madre. Aquí nos fijamos ya en las indicaciones turísticas en el suelo, placas metálicas en el pavimento de las calles que te indican por dónde seguir la ruta turística del municipio. Muy interesante.

Es un lugar muy turístico con múltiples alojamientos de todos los precios, así como numerosos bares y restaurantes, que mantiene horarios de atención muy españoles y se encuentra fácilmente quien hable o entienda español. Pasear por el borde de su fortaleza frente al mar es muy bonito y hay una zona de copas al finalizar este paseo.

Cenamos en L’Insolite, en la Place de l’Eglise, con vistas al mar, buen servicio, y precio razonable. Como hotel en el centro, Les Templiers, también presentó buena relación calidad-precio. Si se va a estar como nosotros, poco tiempo, mejor quedarse por el centro porque permite un paseo muy agradable y relajado, por sus calles peatonales, estrechas, cuidadas y con muchos comercios de lo que es el antiguo barrio de pescadores. El cementerio cierra relativamente temprano y se encuentra en el centro de la ciudad. Ponía a las 18h pero no fue así y pudimos visitar la tumba de Antonio Machado. Es impresionante porque tiene flores frescas, notas manuscritas y un buzón en donde se pueden dejar impresiones y anotaciones. Es una parte de nuestra historia y el que se encuentre allí es parte de esa historia desgraciada nuestra.

También fue ciudad de pintores y cuna del fauvismo. Por ello, se ven indicaciones de cuadros pintados por Matisse y Derain en sus calles. Hay numerosas Galerias de Arte, y algún museo que nosotros no vimos. Con esto quiero decir que puede ser un lugar para disfrutar varios días, y seguro que se aprovecharían. El desayuno en el Café Sola, también en el centro, nos pareció bastante mejorable, especialmente el servicio.

Salimos de Colliure siguiendo la A9, para tomar posteriormente la A6 en dirección Paris, y entramos en la zona del Beaujolais, otro de las conocidas zonas vinícolas de Francia, especialmente por su vino joven , pero no es el único que producen desde luego.  A 69 Km de Dijon paramos  en Tournus para ver la Abadía de Saint-Philibert, del siglo XI-XII, considerada uno de los más antiguos centros monásticos de Francia. En el deambulatorio quedan restos de mosaicos con los signos del zodiaco. Es un pueblecito cuidado, bonito, con muchas construcciones en piedra.

ZONA VINÍCOLA DE BORGOÑA

Continuando ruta entramos en la zona vinícola de Borgoña, en la Côte d’Or, con múltiples Domaines (o bodegas) en el lado izquierdo de la autopista, hasta que abandonamos ésta para desviarnos hasta el pueblecito en donde se encuentra la casa que hemos alquilado: Pouilly sur-Saône, pueblecito dormitorio, sin casi servicios en este momento, excepto un enorme centro comercial: “Cora”, bien abastecido y de amable personal. Nos dio tiempo a llegar para arreglar cuentas con la casera, señora muy amable, no nos cobró la fianza, nos dio todas las indicaciones de funcionamiento de la vivienda, como los días que se podían sacar a la puerta los distintos tipos de basuras, que no es diariamente ni muchísimo menos. También llegamos a tiempo de ir a Cora a comprar las viandas para desayuno y posibles cenas en el domicilio. Por supuesto compramos ya vinos, patés y quesos de la región.

Primera etapa: Avallon, Vezèlay, Anguis y Saint Thibault

Comenzamos nuestro recorrido tomando la carretera D 606 hasta Avallon, considerada una de las puertas de la Borgoña, que se encuentra a una hora de camino desde casa por carreteras rurales, con buen firme pero estrechas y rodeadas de vides y cereales, Es una ciudad fortificada, pequeña, bien indicada para el turismo. Cerca de la Oficina de Turismo hay parking gratuito y aseos públicos (como en todas las ciudades, limpios, cuidados y gratuitos) y la Eglise de Saint Père, iglesia gótica y curiosa. Es una zona con mucho alojamiento, muy limpia y cuidada. De aquí salimos en dirección Vezèlay pero paramos antes en el Domaine La Croix Montjoie, bodega pequeña y familiar en donde degustamos (previo pago) buenos vinos blancos, tintos y cremant, que nos gustaron en general. En esta bodega existe un mirador desde donde se ve todo el valle y los altos donde están situados los pueblos de Anguis y Vezèlay, hacia donde nos dirigimos.

Vezèlay es un lugar también muy turístico. Es preciso destacar que al menos en este momento, primera quincena de julio, no vimos excesivo turismo, y la mayoría de los visitantes eran franceses. El centro está cortado al tráfico y tienen un parking de pago, tipo ORA, muy cerca de la calle que se dirige hacia su Basílica, y que recuerdan si no se pone el ticket. Comimos en un lugar muy agradable, La Terrasse, frente a la Basílica de Santa Magdalena, con buena relación calidad – precio. La Basilica o Abadia de la Magdalena es Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, y una joya del románico francés, ruta de peregrinaje en la Edad Media. Presenta una portada interior muy bonita, restaurada (estaban limpiando la fachada principal en este momento). En el exterior, rodeando la Abadía hay un paseo muy agradable con flores como las glicinias, con vistas impresionantes ya que se encuentra en una colina y con árboles centenarios, bellísimos, a los que abrazamos para coger parte de su energía terrestre. Entre ellos, frondosos tilos.

En otra colina cercana se encuentra Anguis, con su Iglesia de Saint Jacques, principio del Camino de Santiago francés. Su exterior no merecía mucho la pena y no pudimos visitarla.

Ya cogiendo camino de vuelta a casa pasamos por Saint Thibault, en donde su iglesia parroquial, de 1240 fue un lugar célebre de peregrinación, con una portada del siglo XIII dedicada a la Virgen María y un retablo policromado muy interesante del siglo XIV. En esta población vimos el Canal de Borgoña, porque ya sabemos que Francia está atravesada por múltiples canales fluviales que unen ríos!!!.

Segunda etapa: Clos de Vougeot, Nuits Saint George y Beaune

Al día siguiente comenzamos visitando el Clos de Vougeot, castillo renacentista de la Orden Cisterciense (muy frecuente en esta zona) en donde elaboraban vinos. Hoy es Patrimonio de la Humanidad. Se encuentra totalmente rodeado de viñedos, aunque actualmente no los posee y no lo elabora. Sí se puede visitar (7.5€)  y hacer degustaciones. Seguimos en dirección a Beaune, es la ruta del Grand Cru, espectacular de viñedos, es también un camino rural, con múltiples Chateaux en la zona que se pueden visitar.

Existe una especie de enorme enoteca en Nuits Saint George, en donde se realizan muchas actividades relacionadas con el vino de esta zona y en donde hay degustaciones y venta, que se denomina “Imaginarium”. Comprobamos posteriormente que es un buen lugar para comprar vinos con precios ajustados. En esta ciudad, eminentemente vinícola existe una interesante Iglesia en el centro de su cementerio, también integrado dentro de la población, de estilo gótico y con algún fresco en sus paredes. Toda esta zona estaba muy adornada con bicicletas y maillots  porque este año y en esas fechas pasaba por allí una etapa del Tour de Francia.

Llegamos por la Ruta de Grand Cru a Beaune, otro encanto de ciudad, también muy turística situada en el centro de esta Ruta. En ella existe un Museo del Vino (que no visitamos) y múltiples  bodegas para ver y degustar previo pago. No aconsejo el Cellier de la Cabiote para hacer la cata, consideramos que fue caro para la calidad de lo que probamos. Posee un centro histórico con restos de muralla interesantes y un interior muy paseable y con monumentos importantes para visitar: Hotel-Dieu u Hospices de Beaune, Collegiale Notre Dame, Hotel de Ville y Chapelle de la Charité. El Hotel Dieu (http://hospices-de-beaune.com/index.php?/hospicesdebeaune/L-Hotel-Dieu/Le-Musee) es un edificio espectacular, con tejados de plaqueta cerámica coloreada y con dibujos geométricos típicos de la zona y característicos de la arquitectura borgoñona. Es muy interesante recorrerlo (entrada 7.50€) y ver cómo funcionaba como hospital en la Edad Media con todas sus dependencias, además de las obras de arte en tapices y tablas que posee. El paseo por la ciudad permite ver la arquitectura antigua característica de la zona y bien conservada. Para comer fuimos a un restaurante en el centro, hay muchos en sus callecitas peatonales como las calles Monje y Canot.

Tercera etapa: Dijon

El día siguiente lo dedicamos a Dijon, una ciudad que hay que conocer, pero antes de dejar el coche acudimos a Le Puits de Möise, los restos que quedan de la Chartreuse Champmol de 1384. Es una pila hexagonal de cerca de 7 mts de alto, en cada lado está situado un profeta del Antiguo Testamento. Mantiene muy bien las esculturas y algo de su coloración original. Actualmente forma parte de un recinto enorme de un hospital psiquiátrico y se puede visitar con la entrada de 3.5€, recorriendo el recinto que constituiría la Chartreuse (cartuja). Vimos sólo el pórtico de su pequeña capilla porque estaban restaurándola, pero también disfrutamos de una secuoya y un cedro centenarios que había en su jardín.  Es Patrimonio de  la Humanidad y merece la pena la visita.

Era día de mercado (lo hay martes, jueves, viernes y sábado) situado en las calles cercanas al edificio de su Marché y de la Place Francois Rude, con una estatua de vendimiador en el centro de una fuente y casas preciosas, que dan entrada a la calle Forges y la Francois Rude que merecen la pena pasear.  En la ciudad es fácil y barato aparcar en el Parking de la Porte Guillaume. Si buscan alojamiento en Dijon esta zona y hacia la Place de Liberación, rue Vauban, rue Monge, Amiral Rousin, etc., y todos sus alrededores es buena zona para pernoctar, con buen ambiente y muchos lugares para comer y cenar.

Hablamos de una ciudad agradable para pasear y con muchas cosas que ver, encontrándonos en el paseo un buen modernismo en la zona de la Place Grangier, la zona del Marché y todas sus calles aledañas, llenas de lugares para descansar y tomar buena cerveza y pescado. La Rue de Forges, camino a Notre Dame está flanqueada de múltiples Maison y Hôtel de Siglos XIII a XIV, preciosas. Es una zona peatonal y conviene levantar la vista y observar los bonitos edificios. La Catedral de Nôtre Dame, del siglo XIII impresiona con su fachada llena de gárgolas y con un reloj con un guerrero y su familia. Por la calle lateral izquierda de la fachada entramos también en otra zona de barrio antiguo en donde enseguida vemos a la derecha la Lechuza, símbolo de la ciudad (también aparece en las chapas metálicas del suelo), y según la leyenda hay que tocarla para que dé suerte a los viandantes. En la esquina de esta callecita se encuentra la Maison Millière, casa que guarda el aspecto antiguo que tenía en 1483 cuando se construyó. Hoy es restaurante y tienda. Comimos en ella muy bien, con buena relación calidad-precio.

Siguiendo esta calle nos encontramos con l’Hôtel de Vogué, edificio bien conservado y con un bonito patio. En su interior, a la derecha tiene una sala de exposiciones temporales de entrada libre. La rue Verrerie es donde comienza el llamado Barrio de los Anticuarios, también peatonal y bien conservado con estructura y construcciones de la Edad Media. No se puede dejar de visitar el Palais des Ducs et des Etats y la Tour de Bar, todo en más o menos el mismo grupo arquitectónico. En él se encuentra el Museo de Bellas Artes (Beaux-Arts), en donde se puede ver las impresionantes Tumbas de los Duques. Este museo es un repaso a la Edad Media y Renacimiento de la Borgoña, ya que Dijon es la capital de la región. Interesante.

Desde aquí salimos a la Place de la Liberación (muy animada por la noche) y hacia la del Teatro, en donde encontramos la Iglesia de San Miguel al fondo, enorme pero no especialmente interesante en su interior. Camino de ella, a la derecha se encuentra la Iglesia de Saint Etiènne, actualmente secularizada. En uno de sus bajos se encuentra el Museo Rude, escultor que realizó las esculturas del Arco de Triunfo de París y en donde se puede ver “la Libertad” del mismo y otras obras suyas. Es pequeñito pero bonito y con restos romanos de lo que fue el Castro.

Si os apetecen crêpes y Galletes, en La Licorne, muy cerca de la fachada de Notre Dame están muy buenas.

Todavía quedaba mucho más. Continuará…

1 Comentario
  1. Jlbauset 7 meses

    Nada de dejarse nada por ver y por probar! Desde luego lo vuestro viajando, es la buena vida…

¿Te gustó nuestro artículo? ¡Déjanos tu opinión o cuéntanos tu experiencia!

Alguna sugerencia

¿Te gusta viajefilos? Si quieres comentar, sugerir o compartir tu viaje solo tienes que escribirnos

Enviando

©2018 Todo el contenido pertenece a viajefilos.com   Aviso legal

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?

Create Account

Ir a la barra de herramientas