Una Cusqueña Dorada o más… en Perú

Imposible describir un momento concreto porque la mayor parte del viaje estuvo marcada por esta bebida tan adictiva. Esta cerveza es elaborada con lúpulo zaas mezclada con cebada y malta. Se debe servir inclinando el vaso 45 º para la correcta formación de espuma. Con un color dorado brillante, el olfato se asocia con limón, mazanilla e incluso durazno. Tras el primer trago aparece la sensación de frescura en la boca, así como un ligero toque amargo al final. Perfecta para acompañar los mejores momentos, y fueron muchos, de nuestro viaje a Perú. Aunque la sugieren como maridaje perfecto de platos del mar como ceviches y ensaladas, sin duda la que mejor me supo, una merecida Cusqueña muy fría tras 11 kilómetros, a pie y bajo la lluvia, hasta el pueblo de Aguas Calientes, pueblo desde donde saldríamos la mañana siguiente hasta el Machu Picchu.

¿Te ha gustado nuestro post? ¡Déjanos tu opinión o cuéntanos tu experiencia!

2 comentarios en “Una Cusqueña Dorada o más… en Perú”

  1. Realice un viaje de un día todo incluido desde Cuzco a las impresionantes ruinas de Machu Picchu. Visite las famosas ruinas incas y conozca la ciudad, su historia y los habitantes que un día allí vivieron. Ideal para los que visitan la ciudad por primera vez, familias (sin caminatas agotadoras) y a viajeros que van solos, esta experiencia es una vista obligada cuando visite Perú. Hice el tour con Inka Time y fue muy bueno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responsable: José Luís Bauset +info
Finalidad: Compartir recomendaciones de viaje. +info
Legitimación: Consentimiento del interesado. +info
Derechos: Tiene derecho a acceder rectificar y suprimir los datos. +info
Información adicional: +info

Te ayudamos con tu viaje

Ser Viajéfilo tiene muchas ventajas,
haz tus reservas con nosotros

Scroll al inicio