Print Friendly, PDF & Email


Nuestro viaje a Argentina comenzó como no, acá, como dirían los porteños. Tras un agotador vuelo desde España, basta con decir que por abaratar precio hicimos escala en Lima, llegamos a la capital del país.

Avenida 9 de Julio

La idea fue inicialmente pasar tres días de aclimatación a la nueva aventura, la realidad es que esos primeros tres días sirvieron para conocer prácticamente en su totalidad la ciudad, no con poco esfuerzo pues es enorme (48 barrios y unos 12 millones de habitantes). A la vuelta de nuestro viaje, 40 días después de trekking, habitaciones compartidas y horarios agotadores, decidimos dejar la última semana para, de nuevo, “descansar” en la capital y así fue nuestra segunda toma de contacto, una semana alojados en un apartamento tipo loft en el vanguardista barrio de Palermo.

Nosotros optamos por visitar la ciudad “por barrios”, y empezamos nada más llegar por Microcentro, lugar donde encontramos un albergue barato que reservamos desde España para nuestras primeras noches. Se trata del Hostel Ritz, acogido en la red Hostelling y que si pensáis que no es céntrico, nada más decir que está en una esquina de 9 de Julio con Avda de Mayo. Desde aquí un agradable paseo nos llevó por Avda de Mayo hasta la catedral y la Plaza de Mayo donde también se encuentra la Casa Rosada, que alberga las oficinas de la presidencia. Los elegantes edificios del trayecto adornan todo el recorrido. Detrás de la Casa Rosada se encuentra la Plaza Colón y desde aquí se puede acceder a Puerto Madero, antigua zona portuaria trasformada en lujosos apartamentos y sofisticados restaurantes y por lo tanto en una de las zonas más caras de la ciudad. La Fragata Sarmiento o el puente de las mujeres son algunos de sus atractivos. Desde aquí en un taxi a Recoleta, visitando en primer lugar la maravillosa librería del Ateneo. Y ya siguiendo con nuestro paseo, el Cementerio de Recoleta, donde yacen los restos de algunos de los más insignes personajes de la historia argentina.

Barrio de Boca, Caminito

Para el segundo día tomamos un taxi hasta el Barrio de Boca, en nuestro caso demasiado pronto, pues hasta eso de las 11 los comercios estaban cerrados y las calles vacías, aunque si lo que queremos es tirar buenas fotos y sin mucha gente tal vez no fue tan mala idea. La zona de Caminito es aparentemente segura y muy fotogénica y horas más tarde se llena de turistas armados con sus cámaras.

Barrio de Boca, Caminito

Puedes tomar un almuerzo, siempre pagando algo más por ser uno de los lugares más turísticos de Buenos Aires, a la vez que disfrutas de un espectáculo de tango. Desde aquí en unos cinco minutos y sin callejear más allá de la calle principal, llegamos hasta La Bombonera, el estadio de Boca Juniors, donde tuvimos la suerte de ver el entrenamiento del primer equipo y visitar su museo.

Optamos para salir del barrio de Boca por un taxi hasta el vecino barrio de San Telmo, bajando en la Plaza Dorrego, una gozada donde hacer de nuevo un alto. El barrio permite el paseo tranquilo y tras la visita de su colorido mercado de antigüedades paramos a comer en uno de los muchos restaurantes de la zona, por supuesto un magnífico bife de chorizo (recomendado Restaurante Parrilla “A los bifes”, nosotros repetimos).

Barrio de Boca, Caminito

Tras la merecida sobremesa emprendimos de nuevo nuestro recorrido y cruzando por la Manzana de las Luces, una cuadra flanqueada por reconstruidos edificios jesuitas, llegamos de nuevo a Avda de Mayo.

A pesar de parecer poca la distancia recorrida, nuestro ánimo insistía en descansar, así que optamos por un super helado en la famosa cafetería Tortoni, en la misma avenida y ya de camino hasta nuestro albergue. Por la noche una buena opción fue tomar el metro hasta Plaza Italia y llegar hasta el barrio de Palermo, donde hay multitud de locales para cenar y tomar una copa. Al día siguiente comprobamos que todavía eran muchos los sitios que la ciudad ofrecía, pero nuestro vuelo hacia el Norte del país nos alejo por un tiempo de la capital.

Como decía, unos 40 días más tarde volvimos a Buenos Aires, esta vez con ánimo mucho más sosegado y la intención de descansar antes de la vuelta a España. Para ello optamos por una no muy económica opción pero desde luego rentable si te organizas las comidas. Alquilamos por una semana un apartamento en el barrio de Palermo. Lo contratamos por internet y la verdad que quedamos muy satisfechos (www.terrazaspalermo.com.ar) si bien en nuestra opinión nos sentimos algo engañados con el tema de los precios en dólares y el cambio que aplican y defraudados con la conexión wifi que se caía con demasiada frecuencia. A partir de ahí fueron siete días para pasear y conocer el resto de la ciudad, salir de compras por este maravilloso barrio con multitud de tiendas donde el diseño se paga a precio de saldo y numerosas tiendas outlet en la Avda. Córdoba que hacen delicioso el vicio del consumo. Los locales rivalizan en belleza y desde luego si quieres probar algo de la cocina más vanguardista de la gran ciudad este es el barrio. Por la noche la animada Plaza Serrano y sus alrededores ofrecen un entorno seguro y animado.

Dio tiempo para visitar El Barrio del Congreso que bien merece la pena, el barroco Teatro Colón, cuya visita es irrenunciable, recorrer la Avda. Corrientes y todos sus teatros, aprovechando para entrar en algún espectáculo, las peatonales calles de Lavalle y Florida, de donde traer algún regalo, o la Plaza Lavalle, custodiada por el Palacio de Justicia entre otros emblemáticos edificios. Nada más que decir que muy buena fue la impresión de nuestro retorno a esta mega ciudad, repleta de parques y espacios abiertos que la convierten en un buen sitio donde vivir.

0 Comentarios

Deja un comentario

Alguna sugerencia

¿Te gusta viajefilos? Si quieres comentar, sugerir o compartir tu viaje solo tienes que escribirnos

Enviando

©2017 Todo el contenido pertenece a viajefilos.com

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?

Create Account

Ir a la barra de herramientas